Ganar en La Romareda, la asignatura pendiente del Real Zaragoza

El Real Zaragoza vuelve a La Romareda para batirse con el Real Oviedo en la octava jornada liguera. El partido, marcado por el fin de restricciones en el aforo del estadio -que podrá estar al completo- se vuelve a antojar clave para los de JIM en la pelea por las posiciones altas de la tabla, ya que tan solo ha podido sumar 7 puntos de 21 posibles en las primeras 7 jornadas de campeonato; el técnico, según comentó ayer en la rueda de prensa previa al encuentro, podrá contar con todos sus futbolistas; incluidos Chavarría, Narváez y Fran Gámez, con molestias durante los últimos días. Los blanquillos, que todavía no han ganado en La Romareda, quieren seguir apostando por su idea de fútbol asociativo y vertical, aunque los resultados no estén llegando. “Lo que me preocuparía es que el jugador dejara de creer en lo que hacemos. Se trata de encadenar victorias, lo demás no vale”, comentó el alicantino en la previa del partido.
El Real Oviedo, por su parte, llega plagado de bajas, y muy importantes, para el encuentro; además de la ya conocida de Samuel Obeng, su pichichi -con tres goles-, que fue expulsado en el último partido, tampoco podrá disponer de Marco Sangalli, Pierre Cornud y Luismi Sánchez, futbolistas de fundamentales para el ‘Cuco’ Ziganda. Aunque, eso sí, los asturianos llegan en un gran momento de forma, tan solo una derrota en este inicio de curso, y mirando de reojo al Play-Off, del que están a un punto. Con un estilo de fútbol más directo; sobre todo, con mucho centro lateral desde la parte izquierda y con mucha fiabilidad defensiva; ha encajado seis goles, solo Ponferradina (5) y Fuenlabrada (5) han recibido menos. Los que sí tendrá disponibles el ‘Cuco’ son los dos ex zaragocistas, el canterano, Jorge Pombo, y el punta, Borja Bastón.
Mario Jiménez, redacción Radio Marca.
1 de octubre, 2021|Real Zaragoza|
Abrir chat
¿Hablamos?
¿Hablamos?