La falta de gol y otra acción a balón parado condenan al Real Zaragoza (1-1)

El 2021 comienza con dudas para el Real Zaragoza, si es que en algún momento se llegaron a despejar por completo… El equipo de Juan Ignacio Martínez salva un empate en el minuto 81 con un gol de Iván Azón en el primer balón que el canterano ha tocado en el partido.

El Real Zaragoza arrancaba 2021 con la intención de prolongar en el Cartagonova la buena dinámica con la que acababa el 2020, tanto de resultados como de sensaciones. Era el Cartagena quien empezaba dominando el encuentro, con clara presencia en campo maño y relativa facilidad para deshilachar la defensa zaragocista. Sin embargo, en esa primera parte, eran los cartageneros quien ponían el fútbol pero las ocasiones corrían de la cuenta del Real Zaragoza. Tanto que en la última antes del descanso, Narváez culminaba una buena contra dirigida por Francho con una gran acción individual. Cuando la parroquia zaragocista celebraba el gol, el colegiado Saúl Ais Reig se llevaba la mano al pinganillo e iba a revisar la acción. Su decisión, en una jugada que él mismo tenía que interpretar -no el VAR-, era anular el gol al entender que Gabriel ‘el Toro’ Fernández interfería en la visión del guardameta del Cartagena. Empate sin goles al descanso.

La segunda fue un tanto diferente, con alternancia de dominio, pero, de nuevo, con las más claras de la mano del Real Zaragoza. Un remate de cabeza y un mano a mano del Toro, sumado a un disparo desde segunda línea y a una volea picada de Jair Amador eran bagajes más que suficientes para abrir el marcador en favor de los maños. Sin embargo, ahí está el gran debe de este equipo: la falta de gol, la poca eficacia demostrada hasta ahora de cara a puerta contraria. Y seguidamente, justo unos minutos después, la otra carencia: la falta de contundencia en área propia y las acciones a balón parado. Falta lateral botada por Álex Gallar -el mejor de los locales- y Andújar remataba a bocajarro sin que Cristian Álvarez pudiera hacer nada. 1-0 y a remar cuando mejor estabas. Para empujar saltaba al terreno de juego Iván Azón, un chico de 18 años. Para empujar y para meter todo lo que se había fallado antes. Y dicho y hecho, primer balón, primer remate del canterano y gol en una acción a balón parado botada por Zapater en la recta final del encuentro. Pero la cosa no acabaría ahí, con un Zaragoza lanzado a por la victoria ha sido el Cartagena quien, cuando el partido agonizaba, ha podido llevarse la victoria con una lanzamiento de falta directa de Gallar magistralmente detenida a mano cambiada por Cristian Álvarez.

Un punto para arrancar el año 2021 que pone de manifiesto la poca capacidad goleadora que tiene este equipo y la línea de crecimiento del equipo con Juan Ignacio Martínez. Ahora el equipo se centra en el partido de Copa frente al Alcorcón, al mismo tiempo que la secretaría técnica tendrá que buscar un remedio a la falta de gol en un mercado invernal que arranca en poco más de 24 horas.

2 de enero, 2021|Deportes, Real Zaragoza|
Abrir chat
¿Hablamos?
¿Hablamos?