La muestra “120 años del Mercado Central a través de su gente” abre sus puertas

La exposición “120 años del Mercado Central a través de su gente” ha abierto sus puesta esta mañana en la planta sótano de la lonja zaragozana. Una muestra en la que ya se pueden ver elementos y fotografías pertenecientes al archivo, algunas con más de 50 años, de la Asociación de Detallistas del Mercado Central, encargada de impulsar este recorrido en el tiempo, de la mano del Ayuntamiento de Zaragoza. Con esta propuesta, se pretende dar una visión diferente de la vida en el mercado en estos años y homenajear a todas las personas que cada día vienen a trabajar, a comprar o a disfrutar del Mercado Central. La exposición estará abierta hasta el próximo 1 de julio, salvo el 26 que permanecerá cerrada. El horario para poder visitarla es de 10:00 a 14:00 horas. Se accede a ella por la puerta lateral del Mercado, en la avenida César Augusto, frente a la calle Las Armas.

El día 24 de junio de 1903 se inauguró el Mercado Central, obra del arquitecto Félix Navarro Pérez, una nueva lonja que sustituía el antigua mercado que se realizaba al aire libre. Con motivo de ese aniversario, la Asociación de Detallistas presenta una exposición con la que quieren “reconocer el esfuerzo y la dedicación de los profesionales que hicieron del mercado mucho más que un recinto donde se compra y se vende”.

La exposición se centra en las personas que cada día ponen en marcha la lonja y también en las que acuden a hacer uso de él, y que incluso llegaron en los años 70, junto con recién fundada Asociación de Detallistas presidida por Lázaro Soler, a salvar este histórico edificio amenazado por una orden de demolición. De hecho, la muestra tiene reservado un espacio en el que se ha colocado un libro de firmas para que el visitante pueda exponer y dejar constancia de los recuerdos que tiene del Mercado Central.

Para esta muestra, la empresa Ideo Peyp, Proyectos educativos y patrimoniales, ZAMAS y las Asociación de Detallistas han seleccionado una interesante lista de fotografías y documentos del archivo histórico de la Asociación, entre los años 40 hasta los 70. De hecho, se muestra un contrato de 1927 de uno de los actuales detallistas cuya familia ha ido guardando con el paso de los años. Se trata de uno de los documentos más antiguos que se poseen del Mercado.

Además, toda la información recopilada se acompaña con una serie de objetos restaurados, cedidos por particulares, y que ilustran las actividades que estas personas realizaban cada día. Por ejemplo, se podrá ver una báscula de pesaje antigua restaurada; un tajo de carnicero, un cesto dónde se colocaban las frutas, un arreo de burro, también restaurado, que se utilizaba para el transporte de los productos, y un juego de damajuanas, garrafas de cristal,  que se utilizaban para los líquidos.

22 de junio, 2023|Actualidad|
Abrir chat
¿Hablamos?
¿Hablamos?