Arranca el proyecto de I+D+i DNABEATS que busca potenciar la regeneración cardíaca tras el infarto de miocardio con nanotecnología de vanguardia

Ya se han puesto en marcha los trabajos de investigación del proyecto DNABEATS que busca el desarrollo de una tecnología avanzada para potenciar la regeneración cardiaca utilizando nanotecnología de ADN y terapia génica. El proyecto está dotado con 700.000 euros y cuenta con una duración de 3 años. DNABEATS está liderado por Silvia Hernández Ainsa, investigadora ARAID de la Universidad de Zaragoza en el Instituto de Nanociencia y Materiales de Aragón, INMA, instituto mixto del CSIC y la Universidad de Zaragoza.

La enfermedad cardíaca, en particular el infarto de miocardio y su evolución hacia la insuficiencia cardíaca, es una de las principales causas de muerte en todo el mundo. En España, la prevalencia de la insuficiencia cardiaca se sitúa alrededor del 2% de la población adulta (edad 18 años), afectando alrededor del 8% de las personas de más de 80 años. Es un problema de salud asociado con el envejecimiento. Los tratamientos actuales son insuficientes para abordar este problema, y el trasplante de corazón sigue siendo la única solución para la insuficiencia cardíaca. DNABEATS tiene como objetivo desarrollar materiales avanzados para promover la regeneración cardíaca post-infarto a través de la terapia génica, una forma de tratamiento que busca reactivar programas de proliferación y reparación del miocardio que naturalmente se inactivan tras el nacimiento, evitando así la progresión hacia la insuficiencia.
Diversas moléculas de microRNA (miRs) han demostrado esta capacidad in vivo en estudios preclínicos con modelos de infarto en grandes animales. Sin embargo, se requieren estrategias avanzadas de administración de miRs para superar su inestabilidad biológica, lograr su transporte selectivo a las células cardiacas y facilitar su traslación a la medicina clínica.
El objetivo principal de DNABEATS es crear nanotransportadores funcionalizados que entreguen miRs cardio-regenerativos selectivamente a zonas dañadas del corazón. En concreto, se propone utilizar nanotecnología de ADN para construir nanotransportadores de ADN (DNCs) que superen a otros nanosistemas usados en terapia génica en términos de producción reproducible, biodegradabilidad y simplicidad para albergar gran cantidad de miR. Los DNCs se funcionalizarán para lograr un direccionamiento cardiaco selectivo y aumentar la entrega intracelular del miR.
El consorcio del proyecto DNABEATS reúne a investigadores consolidados de cuatro países europeos (España, Estonia, Lituania y Polonia) expertos en campos científicos complementarios y sinérgicos, que incluyen: nanotecnología de ADN, entrega de ácidos nucleicos, señalización celular, proteómica, investigación cardíaca, biología molecular y celular y nanotoxicidad. El equipo también cuenta con una junta asesora interdisciplinar y transnacional que será clave para ampliar el impacto de DNABEATS.
Además de Silvia Hernández Ainsa, investigadora ARAID en la Universidad de Zaragoza en el INMA (CSIC-UNIZAR), que coordina DNABEATS, el proyecto cuenta con los siguientes socios europeos: Laura Ordovás, investigadora ARAID en el Instituto de Investigación Sanitaria Aragón (IISA), Margus Pooga de la University of Tartu (Estonia), Mindaugas Valius de la Vilnius University (Lituania) y Monika Bzowska de la Jagiellonian University (Polonia).
15 de septiembre, 2023|Actualidad|
Abrir chat
¿Hablamos?
¿Hablamos?