La afición toma el protagonismo

El Real Zaragoza encara la semana con la vista puesta en el siguiente partido contra el Real Valladolid. Catorce días después de estar sin jugar, más allá del partido de entrenamiento contra el Andorra de Primera RFEF, los blanquillos tendrán que hacer frente a los pucelanos. Un partido en el que peligra seriamente la presencia de Álvaro por la fractura del cuarto metacarpiano de su mano izquierda. De hecho, el jugador este lunes ni siquiera ha entrenado, presentándose en la ciudad deportiva vestido de calle y luciendo una aparatosa escayola en su brazo. Asimismo, los de JIM  llegan en su peor momento: cuatro partidos sin ganar, con tres derrotas consecutivas y un empate, además de cero goles marcados.

El partido no solo va a estar señalado por la vuelta del equipo y por la peligrosa situación deportiva. Hay mucho más en juego, la propia situación de la institución, que ha hecho que se vayan a movilizar miles de aficionados con el grito de ‘¡Zaragoza merece más!’. Habrá una concentración para todos los zaragocistas a las 15:15 el día de partido en la explanada frente al palco. La intención es que La Romareda se encuentre vacía en el inicio del encuentro, y que todos los hinchas entren a los 10′ minutos de juego. Por último, en el 32′ se hará una pañolada en contra de la directiva. Todo con la intención de mostrar su descontento por el rumbo que está tomando la entidad.

17 de enero, 2022|Actualidad, Real Zaragoza|
Abrir chat
¿Hablamos?
¿Hablamos?